Compromiso del Presidente del Gobierno de la Generalitat con la Reforma Horaria

La Iniciativa para la Reforma Horaria se reunió con el presidente Mas con el objetivo de poner de relieve el trabajo realizado a lo largo del último año y medio y poner manos a la obra para afrontar los retos que vienen en los próximos meses, capitales para impulsar la Reforma Horaria. La Semana de los Horarios (del 8 al 12 de junio) se sitúa en el ecuador de la acción de la iniciativa ciudadana.

A la reunión asistieron, el Presidente Mas, la Vicepresidenta Ortega y el Consejero Homs. Por parte de la Iniciativa para la Reforma Horaria, una decena de miembros del Grupo Motor encabezados por Fabian Mohedano, entre los que está presente la Asociación Salud y Familia con su directora, la Dra. Elvira Méndez y la presidenta de la Junta Directiva, la Sra. Assumpta Baig.

Desde el punto de vista del proceso de la Reforma Horaria, se le ha pedido que impulse a partir de julio 5 mesas -una por accelerador- que conduzcan a pactos y acuerdos sectoriales previos a la reforma global e integral prevista para el 2016. También se le ha argumentado que sería necesaria la creación de una Oficina de la Reforma Horaria adscrita al Departamento de la Presidencia del Gobierno de la Generalidad ya en el marco de la XIII Legislatura, al tiempo que se creaba una comisión legislativa -en plena sintonía con el consenso surgido en la Comisión de estudio- y que estuviera adscrita a la Comisión de Asuntos Institucionales. La concertación, la promoción y la legislación deberían ir sincronizadas con liderazgo político claro.

En el ámbito del trabajo se le ha argumentado que el Gobierno debería liderar procesos para que desde la negociación colectiva se pueda contribuir a la reducción del desfase horario de 2 horas en relación al tejido productivo del resto del mundo. También se deberían buscar fórmulas para incentivar a las empresas (en las que sea posible) que se comprometan a cambiar los horarios para comer alrededor de las 13:00h con el objetivo de finalizar a las 18:00h. la jornada de trabajo. Además, sería bueno que se pusiera en valor las buenas prácticas realizadas, así como los datos que muestran los beneficios económicos de una mejor organización horaria. Desde un punto de vista de relato, hay que incorporar a la normativa en Cataluña en materia de horarios la dimensión de salud pública y comunitaria -más allá de la conciliación-. Y finalmente, como debe contribuir a reducir los problemas de movilidad que puede originar la modificación horaria así como los que genera la brecha digital si se plantean medidas de teletrabajo.

En cuanto a la enseñanza, se le ha argumentado que hay que promover un tipo de jornada similar a otros en Europa, que incluya comida en un horario saludable (alrededor de las 12:00h, que divide las clases en sesiones de mañana y tarde y que incluye actividad de ocio en el horario escolar, que garantice la estancia del alumnado en el centro hasta el menos las 15:30h y que, para aquellas familias que lo necesitan, también se garantiza acceso a otras actividades de tarde hasta las 18:00h. También se ha reflexionado sobre la idoneidad de adaptar los horarios lectivos de la universidad catalana a los del resto de universidades del mundo. Así como el hecho de mejorar la distribución de los días festivos, espaciando la actual concentración, a imagen del resto de países europeos.

En cuanto al comercio, le planteamos el modelo de horarios comerciales aprobado en el Parlamento de Cataluña el año pasado. Necesitamos atender las nuevas necesidades que provoca la nueva realidad horaria y que requiere de mayor flexibilidad en la oferta de servicios. Habrá que estudiar el impacto de lo que significa la Reforma Horaria, incluso desde el punto de vista del comportamiento del consumidor o del comportamiento de las empresas, según tipología, según localizaciones, para que las medidas tomadas no sean perjudiciales.

La Administración también tiene un papel fundamental en esta reforma, le hemos dicho al presidente que hay que convertirla en agente activo, impulsora y ejemplificadora. Por otra parte, que hay que adecuar la agenda política de todos los cargos electos y equipos directivos en el marco horario que se adopte. Los trabajadores públicos deberían ajustar el horario a partir del avance de la pausa de descanso de 7:45h. y 09:45 h. y la de comer a 12:30h.-14:30h. y todo esto debe hacerse si se continúa progresando en la implantación de la administración electrónica en los trámites dirigidos a la ciudadanía, haciendo un seguimiento real del uso y accesibilidad.

Finalmente, con respecto a la cultura del ocio y la participación; hemos comentado al presidente que habrá que ajustar la oferta televisiva al nuevo ritmo de vida cotidiana. Hay que garantizar la convivencia a partir de diferentes usos del tiempo en Barcelona u otras realidades turísticas, con dos tipos de horarios que pueden (seguramente han) de ser diferentes y convivir armónicamente, como ocurre en Londres, París, Berlín o Nueva York. Tendremos que anticipar las consecuencias que genera los avances de la Reforma Horaria en relación a la restauración. Finalmente habrá que poner en valor el trabajo altruista en los derechos y deberes del voluntariado, así como implantar medidas de flexibilidad para poder hacer compatible el compromiso asociativo.

(Nota de prensa de la Iniciativa para la Reforma Horaria)

Mercredi, Juin 10, 2015